Formas de Gobierno

El ser humano es un ser social por naturaleza afirma Aristóteles; esto implica la necesidad de agruparse y organizarse para garantizar su supervivencia. Los griegos llamaron a esta comunidad de personas agrupadas “polis”. En la Política, Aristóteles la define como asociación política cuyo fin es el bien común. La clasificación que propone Aristóteles se basa en la consideración del “término medio” como principio para definir las formas de gobierno, en la búsqueda del bien común y en el estudio de diversas Constituciones de las polis que existían en ese momento. Aristóteles divide en tres formas: la Monarquía, es decir el gobierno del “más noble” (el rey o monarca) bajo la plena aceptación del pueblo y guiado por las leyes de la polis. La Aristocracia definida como el gobierno de los mejores (es decir, de una clase que domina y gobierna a la mayoría). Finalmente la República como el gobierno de todos a partir de las leyes constituidas. Si éstas “degeneran”, devienen la primera en Tiranía, en la cual una persona obtiene de manera violenta el poder, lo ejerce sin obedecer las leyes y sólo atiende al interés del tirano; la segunda en Oligarquía cuando quienes gobiernan no son los mejores sino los más ricos y por lo tanto atenderán a los intereses de quienes sean más ricos. Por último la  Demagogia o Democracia como la desviación de la República y donde el gobierno atiende sólo al interés de los pobres, no al provecho de la comunidad y además no hace caso de las leyes.

 

A partir de la propuesta clásica, muchos filósofos definirán y propondrán formas distintas de organización política de acuerdo a la ideología y los valores de cada época histórica. La política entonces engloba actividades, instituciones, ideología, cultura, y formas de organización específicas a cada sociedad, las cuales se conocen como “Estado”. Las formas de gobierno son las formas en que cada sociedad elige para organizarse como colectividad.

Durante el Renacimiento la teoría política comenzó a separarse de la concepción teológica del Estado; Maquiavelo propone en El Príncipe (1513) y en el Discurso de la primera década de Tito Livio (1519)una nueva clasificación a la aristotélica. En El Príncipe, Maquiavelo nos dice que los Estados son, o Repúblicas, a las cuales define como territorios libres gobernados por un consejo de ciudadanos “notables” por ejemplo en Venecia, Génova o Florencia, donde el duque, sometido a la vigilancia del Consejo Mayor entre otro tipo de controles (para evitar que un solo hombre tuviera todo el poder). Dentro de las Repúblicas, Maquiavelo incluye a la Aristocracia (el poder reside en pocos) y a la Democracia (el poder reside en muchos, a esto hay que apuntar que “muchos” no incluye necesariamente a la mayoría). El segundo tipo de Estado que distingue nuestro autor son los Principados los cuales son gobernados por el Príncipe (el poder reside en uno), y pueden ser hereditarios (una familia o linaje que gobierna) o nuevos (dominios adquiridos a partir de: 1. Por virtud; 2. Por fortuna; 3. Por violencia, y 4. Por consenso de los ciudadanos)-. La diferencia para la clasificación de Maquiavelo es en dónde reside el poder, en la voluntad de uno sólo, en una asamblea o consejo de ciudadanos, o en una sola persona.
Ximena Juárez Monzón