Igualdad AI. 5

Igualdad significa “a) Cualidad de igual. b) Circunstancia de ser iguales las cosas. c) Circunstancia de ser tratadas de la misma manera las personas de todas las categorías sociales” (Moliner, 2008). La acepción c) es la que interesa abordar en esta AI. Un problema de considerar a todas las personas de la misma manera es que no se toma en cuenta la situación particular de cada ser humano. Sería como “cortarles la cabeza a todos” para tratarlos igual. Por ejemplo, una mujer embarazada aborda un vehículo de transporte público muy lleno, sin asientos disponibles. Ningún pasajero le cede el asiento, porque piensan: “somos iguales”. Al entender así el concepto de “igualdad”, no se considera un hecho importante: los seres humanos no somos iguales en muchos aspectos. Una mujer embarazada, un niño o un anciano son seres humanos más vulnerables que otros. Dentro de una sociedad, existe gran diversidad de seres humanos y nunca podremos ser iguales en factores como gustos musicales, género, preferencias sexuales, religión, etc., y nadie tendría que pretender que lo fuéramos, porque esta diversidad es consecuencia de la libertad que tiene cada de elegir lo que prefiere. Sin embargo, si se vive en una sociedad que busca un estado de bienestar para todos sus integrantes, como es el caso de la sociedad mexicana, entonces dentro de esta misma sociedad se le debe proporcionar a cada miembro los elementos necesarios para que goce de bienestar. En este sentido, todos deberían ser iguales; y todos son iguales sólo si todos tienen los elementos que garanticen su bienestar, sin importar su clase social, edad, etc.

Se puede pensar, por ejemplo, en el caso de los rarámuri, pueblo nativo de México, que se encuentran en condiciones de pobreza, debido a que sus costumbres no se adaptan a las de la mayoría de la población, aunque como personas deberían tener los mismos derechos legales, por lo que se les debería incluir en las políticas de los gobiernos para remediar su situación de pobreza, siempre respetando sus costumbres. En este enlace se comparte una nota, en la que se describe esta situación y se proponen acciones ante esta situación. Para lograr esta “igualdad de alcanzar el bienestar”, se propuso el concepto “equidad”, que significa “dar a cada uno o tratar a cada uno como corresponde a sus méritos o deméritos” (Moliner, 2008). Es decir, equidad sería dar a cada quien lo necesario para su bienestar. De esta manera, se lograría una sociedad en la que todos fueran iguales, pues todos tendrían el mismo bienestar. Acerca de la distinción entre “igualdad”y “equidad”, se puede revisar este foro de la plataforma. En el mismo foro también se publicó una imagen que muestra la diferencia entre igualdad y equidad.

Hay muchas maneras de entender la igualdad de bienestar, por ejemplo, a) igualdad de derechos, b) igualdad de oportunidades, c) igualdad de libertad, d) igualdad de seguridad, e) igualdad en la distribución de riquezas, f) igualdad de capacidades. Un problema es que los criterios son contradictorios. Por ejemplo, al proporcionar lo necesario para que todos tengan las mismas oportunidades, habría una desigualdad en la distribución de la riqueza, porque no todos tienen las mismas necesidades. Por ejemplo, una persona en silla de ruedas necesita más recursos para viajar, que una persona que no necesita una silla. O bien, el estado necesita destinar más presupuesto para acondicionar espacios para personas que usan silla de ruedas. Esta distribución desigual podría perjudicar a alguien que que se ha esforzado mucho y no ocupa una silla de ruedas, ya que se le daría menos que a una persona con silla de ruedas; pero según el criterio de igualdad en la distribución de las riquezas, la persona que se esfuerza más, o está más capacitada, merece tener más. Es ante esta problemática que el filósofo y premio nobel de economía, Amartya Sen, titula a uno de sus textos: “¿Igualdad de qué?”. Este ensayo se encuentra en Sen, Amartya. (1995). Nuevo examen de la desigualdad. Madrid: Alianza. Disponible aquí.

Emiliano López (@jeje)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *