Mímesis/Imitación AI.15

Del latín  mimesis que significa imitar, representar -tomado del griego mimeistkai, imitar.

Durante las últimas dos décadas de siglo XX se generalizó la idea de que la modernidad había apuntalado un paradigma representativo en el terreno artístico. Se pensó que, por lo menos, los últimos dos siglos el arte se había regido por una idea de perfección técnica que implicaba la reproducción fidedigna de lo real. Se postuló como concepto central del arte de la modernidad a la mímesis.

El concepto de mímesis está relacionado con el de representación, imitación y participación, que no necesariamente tienen significados equivalentes, aunque en el ámbito artístico se le ha reducido al de imitación o copia.

Como siempre o casi siempre habrá que referirnos a Platón, para quién la relación de la mímesis con el arte era secundaria. Más importante resultaba su condición de Participación, participación de las cosas pertenecientes a la realidad con las ideas. Para Platón todo lo existente en nuestro mundo era ya una copia de un original que se ubicaba fuera de sus límites, las Ideas. Las ideas son las esencias de las cosas (la verdad) y lo real participa de ellas.

Si el pintor pinta una silla y el poeta describe una acción ambos están imitando las cosas, y dado que las cosas participan/imitan a las ideas, y las artes plásticas y la poesía imitan a las cosas, estas tienen dos grados de separación de la verdad.

En lo que se refiere a la representación, la imagen, que se basa en objetos reconocibles, sirven como mediación que permite conocer algo que no está presente, la presentación de una determinada realidad a partir de la imagen vincula al espectador con una idea previa a la obra o con la voluntad del autor.

La mímesis/imitación en su sentido de copia se relaciona con el de participación, pero en un sentido negativo, podríamos pensar que desde Platón el arte ha tenido que lidiar con una falta o ausencia de la verdad, que, en sus términos, implicaría un distanciamiento de la misma (de la verdad o las ideas) separación que hace a las obras artísticas engañosas, y las condena a ser mera ficción en oposición a lo verdadero. Por ejemplo la perspectiva lineal (punto de fuga) podría interpretarse de esa manera, la intención de hacer más reales las imágenes, es decir más cercanas a la realidad, ha producido ilusiones ópticas que únicamente buscan engañar al ojo, así lo pensaban cubistas como Picasso y Braque.

A lo largo del siglo XX se han producido diferentes tentativas para distanciar al arte de su condición mimética, una de ellas ha sido la abstracción, movimientos abstractos buscaban explorar las posibilidades propias de su medio, nos referimos a pintores como Piet Mondrian, Kazimir Malévich, y escultores como Naum Gabo, Vladimir Tatlin, entre otros.

En el ámbito teatral podemos encontrar tentativas como las de Bertold Brecht o Antonin Arteud, ambos de diferentes maneras intentan mostrar que la escena teatral no reproduce ficciones creíbles.

¿Si el arte no produce ficciones creíbles, entonces qué hace el arte?

Conceptos asociados Belleza, Bellas artes, Experiencia estética.

http://www.filosofia.org/cla/pla/img/azf07061.pdf

http://www.felsemiotica.org/site/wp-content/uploads/2014/10/Danto-Arthur-C.-Despu%C3%A9s-del-fin-del-arte.-El-arte-contempor%C3%A1neo-y-el-linde-de-la-historia.pdf

http://www.unav.es/fernandoinciarte/Sobre_arte_filosofia_Cap6_Presencia_representacion.pdf

http://www6.uc.cl/sw_educ/obras/php/glosa.php?glosario=Mimesis

https://gkomnw-ch3302.files.1drv.com/y3mLF3DFdP-rtw6nSB6-renjOpIx9_GjYfj9ok87CWaQ31okFc1hqeIayY0b9OrUHUEI7-1J6V99lESYwibq1JZ1yNc_rP2RTqijBwRxLN1mRByzW4BCO1yrv5ojTdfRCGaQDdOObZUoWzVMGxZK-_MdA/tatarkiewicz-wladyslaw-historia-de-seis-ideas.pdf?psid=1

Circe Rodríguez (@circe)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *